Wednesday, October 07, 2009

Las cosas nunca cambian...

Que pedo...
Aquí con otro post. Es Octubre, mes donde celebro mi natalicio y por ello andaré medio nostálgico cliché que este post será parte de todos aquellos post cliché de otros bloggers donde recuerdan con añoranzas su vida pasada...

No les voy a contar de que yo usaba tenis Panam de morro, ni que tampoco tuve tal juguete porque lo vi en Chabelo; mucho menos les contaré a qué sabían las Burguer-Boy (decían que les echaban carne de rata, o aceite, ya ni sé). Pero deteniéndonos en esto veo que las cosas no han cambiado mucho en más de [ponga la edad que usted crea que el autor tenga o ponga la suya pa' sentirse involucrado en la lectura] años en lo que respecta al consumismo; como que todo está igual.

Contrario a los que dicen que los años pasados fueron mejores y atacan el presente. Si, mejores porque en algunos casos no se tenían las responsabilidades que ya muchos deben cumplir (trabajo, viej@s, hij@s, etc.) a güebo que uno la pasaba más chingón cuando uno estaba soltero, era niño, estudiambre, etc. Si bien hay cosas que han evolucionado, hay otras que nomás se han transformado como "los robots en disfraz" veamos:

Ahora no se habla de Burguer-Boy y su carne de rata sino de McDonal's, Burguer King o cualquier otra empresa de fast food las cuales se dice que sus ingredientes son de dudosa procedencia. Cómo recuerdo a un compañerito de clase que cada oportunidad se aventaba su speech de que en Burguer-Boy la carne era de roedor o algo por el estilo; ¿mito o verdad? pues quien sabe, pero hoy la cosa sigue igual por ese lado nada más que con los restoranes ya citados.


He aquí una bonita foto de la hamburguesa de rata.

Cuando uno hace remembranza de sus años felices no puede dejar pasar las chácharas y cuanta cosa inútil comprábamos ingenuamente a la hora de la salida del colegio, al consumir fritangas y refrescos, al salir del cine o cuando al Tío Gamboín nos lo impusiera. Pero entre muchas yo creo que las que han seguido funcionando son los vasitos, las estampitas, las "tiritas de vinil de ésas que ya no me acuerdo cómo se llamaban", los pinches tazos y sus anexas. Todo eso es basurita que en un tiempo fueron la onda pero que si hoy abrimos unos sabritones lo primero que tiramos es el "regalito mágico de sabritas"; claro ha habido personas que se tragaron los tazos pensando que eran papas...si, ha sucedido, busquen en los "Alarma!".

Aquí los famosos Tazos Asesinos.

Como dato cultural, los tazos no son inventos mexicanos sino gringos...y al parecer su nombre son SkyCaps y hubo de otras franquicias como del Murciélago-Hombre y otras más. De igual manera las famosísimas "pepsicards" que eran reimpresiones de tarjetas coleccionables llamadas "1993, Marvel Masterpieces", un dato que sólo un pinche freak-geek como yo sabe y que es conocimiento basura...sí, como los tazos que aún te encuentras en los pinches sabritones; y si no son tazos son algo parecido: estampitas, hologramas, chingaderitas, pendejaditas. Al final de cuentas es basura.

Hay otras chácharas que fueron la onda y formaron por un tiempo parte de nuestro lenguaje; aportamos el nombre del producto como nombre genérico, como los pinches Kotex o los Kleenex. Me refiero a los queridos y jamás olvidados "Pepsilindros" (vaya que Pepsi saca chingaderas, ¿eh?). En su tiempo, no tuve un Pepsilindro, su tamaño colosal nunca antes visto impresionaba a todos; y todos querían guardar sus líquidos en un Pepsilindro. El problema para obtener tu Pepsilindro es que tenías que consumir un chingo de "pecsis" o "mirindas" para guardar todas las corcholatas y entregárselas al repartidor junto con una lana extra para que te la cambiara por tu famoso Pepsilindro de los Looney Tunes, la neta era una odisea si no eras abarrotero.

Es por ello que unos vivos sacaron sus "pepsilindros" pero con otro rótulo y forma, aunque no eran de la Pepsi les decían pepsilindros a las pinches cantimploras; en aquel tiempo no comprendía ni mucho menos aprobaba el hecho de que me querían vender un Pepsilindro de la Coca; pero en el momento en que el PRI sacó sus "PRIcilindros" empecé a entender que los Looney Tunes habían hecho muy bien su trabajo guardando nuestras limonadas. Hoy en día el tipo y tamaño de cantimploras que Pepsi sacó en aquellos días se siguen viendo y ya son parte del catálogo de los que hacen "publicidad para tu negocio", es decir, más basura que recolectamos en nuestras casas.


Toda una gama de diversión con Pepsi.

Había (y sigue habiendo) otro tipo de basurita que servía para portar y presumir entre los cuates. Cómo olvidar los famosos Top Siders, zapatitos que en Mexiquito los licenciaba la zapatera Canadá. Pinches zapatos, entras a la web de nostálgico pensando que son cosas del pasado y te enteras de que ahí siguen vendiéndose; claro no están de moda y por lo tanto son muy ñoños o de ñor. Aunque si estás nostálgico desearías dar tu fortuna por volver a vivir ésa época junto con tus Top Siders sin calcetines en un toquín de Polymarchs.

No voy a recordar todas la indumentaria pero es interesante anotar que los tenis y la ropa que se usa hoy es muy parecida a la de aquella época. Chales, que curioso, en los noventa decían que la moda de los 80s era la peor y ahora andan en busca de sus Panam como si fueran los tenis más vergas del mundo...yo odiaba esos tenis, eran sinónimo de uniforme de deportes de la escuela y la escuela no es cool. Claro, mis panam rojos con amarillo los añoro todavía XD.

¿Y qué me dicen de las mancuernillas, guantes, pulceras y collares de cuerule negro? Hoy es indumentaria muy recurrida por la banda gothic dark punk, ¿no es así? Pues después de que Rob Halford las pusiera de moda de repente me encontraba que en las afueras del Cine Anzures las vendían al terminar las películas de breakdance que pasaban hace unos veinte añitos. Pues por supuesto que se vendían como pan caliente si el breakdance en los 80 era la onda y traer spikes en los brazos, cuello y cintura no era ser ni un metalero, punk o sadomasoquista.

Estos cuates no son punx...

Pero lo que sí ha englobado la onda de juntar, portar, presumir y causar furor han sido dos cosas:

1.- Las pulceras gummi, o gummy, o gummie; como quieran, es lo mismo: Plástico en forma de, si, pulcera, con varios colores. En los ochenta, desconozco si antes, se usaron mucho. Recuerdo mucha banda que se clavaba de que si prestabas una gummi ya no se regresaba o algo así; era como un apañón barato llamado "La Ley del Gummi". Inches pulceritas eran muy frágiles y también eran causas de enojos y separaciones entre amig@s.

Curiosamente las podemos encontrar derepente en mercaditos, aunque claro, ya ni les dicen así y no son la sensasión como lo han sido las pulceras "livestrong" en ésta década. Ultimadamente son la misma chingadera y pasó lo mismo que con los pepsilindros, los tazos y las tarjetas de yugi-oh: Eran tan caras que la banda sacó la versión patito que podías conseguir donde sea y ya no en el color espantoso amarillo popó, sino que habían rosita para la niña, azulito pa'l papá, negro pa' los rudos y malosos, etc. Hasta el pinche PRI sacó sus pulceritas tricolor con el nombre de sus candidatos; y para acabarla de chingar, el "caeme-bien" de Alejandro Fernández sacó su pulcerita incluída en uno de sus pinches discos culeros. Claro, hoy no se usan tanto y por lo tanto no son cool, aunque también ya son parte del catálogo de "el nombre de su empresa en una bonita pulcera de moda, ire usté", es decir, más basura que guardar en tu recámara.

y por último pero no el peor:

2.- ¡Los Chinitos dela Suerte! ¡A webo! ¿Quién no portaba, o deseaba portar, una madre de ésas? Se conseguían por doquier. Hasta las grandes luminarias del Canal de las Estrellas los portaban.
Inches monitos eran una especie de llaverito pa'l celular que te clavabas donde querías, aunque suene a albur. El monito era de madera y estaba amarrado con un hilo del mismo color que el monito; era como un tamponcito. La onda era que te daba "suerte" o te conseguía lo que según su color estaba pintado, es decir, habían de distintos colores: negro pa' que tengas un chingo de sexo chingón, rojo pa' que por fin tengas "amor", azul pa' que seas acá un sabelotodo, amarillo pa' los ambisiosos que no les alcanza la quincena y quieren más varo, etc.
¿Cómo se cumplía el "deseo", virtud o lo que sea del chinito que comprabas? Según tenía entendido que, el nudo que tenía debía desamarrarse solito y que el puto monito se te cayera...suena a albur otra vez pero así era la cosa. Resulta ser que también hubo chinitos piratas, que la neta no sé cómo se distinguían entre uno original; a la banda no le importaba si era pirata o no, como las pulceritas "livestrong", el chiste era portarlas. La neta sí me hice fan de ésos weyes, pa' que no digan que no me acuerdo.
Pero esto de los chinitos no acaba aquí, en aquellos tiempos pues tenía que salir la competencia trendie nacional: Los Charritos de la Suerte, "lo mismo pero más barato" y agregándole un sombrerito, eso fue todo. ¿Ah, pero, entonces no eran mexicanos los chinitos?

Aquí los dejo con el chino del amor...


Según investigaciones que se han hecho, los chinitos de la suerte no eran tan mexicanos ni tan chinos sino españoles O_O "whatafack!?" Eso mismo dije, pero creo que sí son de la Iberia. Inclusive éstos pinches chinitos han sobrevivido 20 años ya que se siguen vendiendo por ahí y por allá. Es más, hay una empresa que los volverá a lanzar y hasta en su versión ciber pa'l facebook y todo el pedo...o lo que es lo mismo sigue habiendo la misma basura de antes. Y sino me cree, déle click ya sabe donde.

Abur!

12 comments:

valnouveau said...

yo me acuerdo de unos termovasos de sabritas de que cambiaban de color con el frio, yo tenía uno jejeje, y de los cuadernos que te daba fanta a cambio de corcholatas que adentro en el plastiquito tenían las imágenes de personajes de disney. Ni se diga de los típicos shorts de licra negros con franjas del garnd prix a los costados y las rolas de locomia, jajajaja.
saludos!!!

lili said...

Yo recuerdo perfecto ke cuando salía del jardín de niños o la primaria... vendian unos pollos de hule de todos los colores, para que los colgaras en tu mochila jajajjaja...

Juro ke yo tenía hasta hace unos años toda la colección de tazos jajajjaja... me muero!!

Y antes del pepsilindro lo verdaderamente retro fue el refresco en bolsa con su respectivo popote jajajajaja.. jajajajajja jajajajajaj....

Saludos!!
XD.

PanDroCita said...

jajajaja te falto mencionar los chicles con estampas de berberly hills 90210 jajaja mamar yo tenia la coleccion jajaja
ahhh y los vasos ke cambiaban de color con agua fria o caliente jajaja esos eran la mamada.. y eran de los looney tuns tambien, solo que esos salian en las bolsitas de sonrics jajajajjaa
ke risota con esoooo ajajaja
y te acuerdas de la coleccion de monitos de los simpsons jajaja ke risa.. creo ke somos de la misma generacion...
bueno alamejor somos si tienes un vaso y estampas de dick tracy

PanDroCita said...

hahahhaa ke risaaaa jajajajaja
aun tengo mi coleccion de tazos jajajjaa luego podemos canjear unos si kieres tengo unos repetidos

guskrull said...

jajaja que pedo con los cyberchinitos!!!

casi de todo esto no me toco
pero habia oido de los pepsilindros por mi varnal mayor a el si le toco esta epoca de lo que hablaste

aunque los de los tazos de los looney toons creo que todavia alcanze uno que otro

de los chinos no sabia cuales eran
pero cuando mencionaste lo que hacian de los colores
medio me acorde

Xhabyra said...

que buen post te aventaste alernaboy, tenia rato que no le dedicaba tiempo a un post largo, a mi ya no me tocaron los tazos, ya estaba "grande" y los que me salian los tiraba, los pepsilindros si me quede con ganas de uno pero nunca tuve ni dinero ni corcholatas para cambiarlo, años mas tarde me compre un pepsilindro edicion especial de la muvi de godzilla uuuuta hasta cerveza y preparados de vio o tequila le eche a ese vaso del godzilla.

Xhaludos

Tito (a.k.a Alernaboy) said...

@valnouveau: los termovasos...seeee que ya con el tiempo como que entraban en un "balance" porque ya ni cambiaban de color sino que se volvian término medio...

@lili: los pollos no los recuerdo, peroel refresco en bolsa era la onda!! Aunque se prohibió esta costumbre por el hecho de que la bolsa contenía enormes cantidades de plomo...

@PanDroCita: No maaaa!!! Si...los vasos de Dick Tracy...aun conservo las micas intercambiables que tenían...haha!

@guskrull: los cyberchinitos pronto verás que andarán con todo en las redes sociales!!!

@xhabyra: hahaha los vasos de Godzilla!! hahaha esos si ya no los recuerdo...

Sebastián Darío said...

también existe la leyenda urbana de que kentucky fried chicken sabe que y sabe que, no?

Sebastián Darío said...

tambien KFC sabe que y sabe que , no?

diego_5060 said...

Que onda mi buen, pues al parecer los tiempos cambian pero si lo vemos de la forma en que lo haces pues en efe nos damos cuenta que es la misma.

Hmm, ¿cómo serán las cosas en un futuro distante?

Savie said...

como dice Diego "same shit then and same shit now" pero chido man, es mejor tener esos recuerdos infantiles que el haber crecido solo con los recuerdos de haber jugado videojuegos (tanta redondez pa decir lo mismo)
Kudos!

la MaLquEridA said...

Leí todo tu post y me hiciste que mi mente recordara todas las chucherías que se compraban o regalaban antes y sobre todo los intercambios que se hacían en la escuela, era la onda.

Saludos, pasando a conocerte.